La decoración para salones de belleza es un punto fundamental que tomar en cuenta a la hora de emprender un proyecto de este tipo, puesto que en estos sitios se busca realzar la belleza y mejorar la imagen. Por esto, un salón de belleza debe transmitir la impresión de pulcritud y organización; de embellecimiento, en general.

En los últimos años los salones de belleza se han convertido en negocios muy rentables, ya que las apariencias se han vuelto muy importantes a la hora de reflejar el éxito individual y el estatus social. Las personas en busca de mejorar su desempeño para formar y mantener las relaciones interpersonales invierten muchísimo dinero en tratamientos estéticos y, no es para menos, ya que siempre querremos lucir increíbles al momento de asistir a eventos o lugares de esparcimiento y, para estos fines, la mejor opción es acudir a un salón de belleza.

DEFINE EL ESTILO
Piensa sobre la impresión que deseas causar a las personas que llegan a tu negocio. Un espacio vanguardista, urbano, barroco, juvenil, tranquilo, bohemio, cálido, o profesional. También ten en cuenta la zona en la que te encuentras, cómo puedes llamar la atención, o cómo puedes diferenciarte de tu competencia.

PLANIFICA TU ESPACIO
Elige colocar los espejos frente a las sillas para que los clientes estén observando cómo les va quedando su nuevo look. Asimismo, puedes exponer todos tus productos en una vitrina grande y colocarlo en el centro o puedes colocar vitrinas en cada espacio destinado al cliente para que sepa que productos lo estás aplicando y pueda elegir. Piensa en cómo separar el espacio de cada cliente atendido.

ELIGE LOS COLORES
Para decorar un salón de belleza se debe elegir dos colores. Uno puede ser color neutral y el otro puede ser colorido. El color neutral úsalo en las paredes y el color colorido úsalo en los accesorios y los elementos decorativos.

ELIGE LOS MUEBLES
Antes de elegir los muebles para el salón debes tener en cuenta que estos deben ser duraderos para que te duren mucho tiempo. Si has decidido pintar las paredes del salón con colores neutros entonces debes elegir muebles de colores vivos o llamativos (como el verde, el amarillo, el rojo, el naranja, el fucsia, el turquesa, el morado, etc.), y si las paredes son coloridas entonces debes elegir muebles en colores neutrales (como el negro, el gris, el blanco, etc.).
Asimismo, ten en cuenta que los muebles deben ser cómodos para que los clientes se sientan a gusto. Y recuerda que estos sean de materiales sencillos de limpiar.

ELIGE LA ILUMINACIÓN
El salón de belleza es muy importante que sea bien iluminado, para ello debes mezclar lámparas de pie, lámparas de techo, apliques, lámparas de mesa y la luz natural. Para que tengas una buena luz natural te recomiendo que coloques mamparas de vidrio.

Author

Write A Comment