Higiene y Salud

¡Secretos para unas toallas relucientes!

Google+ Pinterest LinkedIn Tumblr

¿VIVE USTED EN CONSTANTE LUCHA CONTRA LAS MANCHAS PROVOCADAS POR LOS QUÍMICOS EN LAS TOALLAS DE SU SALÓN DE BELLEZA? ¿USA TOALLAS BLANCAS PARA LAVARLAS CON CLORO PERO ÉSTAS SE TORNAN AMARILLENTAS Y SE ROMPEN FÁCILMENTE? ¡LE BRINDAMOS LA SOLUCIÓN!

shutterstock_51614626Es normal encontrar toallas blancas en peluquerías y salones de belleza; no obstante, como son sitios en donde se utilizan productos químicos, tintes, maquillaje y demás, éstas tienden a mancharse con facilidad.

Parte de la buena imagen que debe asegurarse un salón de belleza, es que sus toallas siempre permanezcan limpias, suaves y sobre todo, sin manchas.

Por eso, en la Revista Secretos de Belleza nos dimos a la tarea de consultarle a una profesional en química: ¿Cómo hacer para que las toallas se mantengan libres de manchas?

De acuerdo con la Lic. Cecilia Rojas, en el mercado existen algunos productos que eliminan las manchas, pero que, al mismo tiempo, pueden generar consecuencias poco agradables…

Por ejemplo, el cloro, si bien es cierto, elimina las manchas, va poniendo las toallas amarillentas y el tejido se va tornando duro. Además, con el paso del tiempo, se rompen fácilmente.

“Existen productos comerciales que podemos adquirir en los supermercados del país, como por ejemplo el Oxiclean®, que viene en atomizador y permite eliminar las manchas sin causar amarillamiento. Otra opción es el Clorox®, el cual también viene con atomizador y tiene el mismo efecto que el anterior”, recomienda.

Algunos de estos productos, de acuerdo con la experta, contienen Percarbonato de sodio, también conocido como: Agua oxigenada sólida, el cual es un efectivo quitamanchas, blanqueador, desinfectante y desodorizante natural.

“Está compuesto de peróxido de hidrógeno y carbonato de sodio, que se descompone y libera oxígeno, agua y carbonato de sodio. Al igual que el peróxido de hidrógeno, tiene un 27.5% de oxígeno, el cual es utilizado para lavar, limpiar, blanquear, desinfectar y desodorizar. Por su parte, el carbonato de sodio aumenta el valor de pH del agua, volviéndolo alcalino, por lo que suaviza el agua, lo que permite un aumento en la eficacia del detergente y disuelve las materias grasas. Elimina todo tipo de manchas: té, café, vino tinto, manchas de sudor, de sangre, de tintes, etc.”, explica Rojas.

Otro aspecto positivo del Percarbonato de sodio, según la Lic. Rojas, es que no contiene cloro ni fosfato, por lo que no contamina los ríos. Es ideal para preservar de manera natural el blanco de la ropa, incluso después de numerosas lavadas.

¿Cómo utilizar el Percarbonato de sodio?

La especialista en química recomienda agregar una cucharada sopera (15 g.) a la lavadora para cuatro a cinco kilos de ropa. Para manchas difíciles se pueden añadir dos cucharadas.

naturallyyours-background1

También se puede aplicar directamente sobre la ropa, eso sí, se debe diluir un poco el producto con agua.

Unas toallas blancas, suaves y con buen aroma harán que sus clientes se sientan todavía más chineados, por eso, tome en cuenta estos consejos y… ¡elimine las manchas de sus toallas! 

¡Detergente casero!

Ingredientes:

  • 2 barras de jabón (de cualquier variedad)
  • 2 tazas de Bórax (de venta en farmacias)
  • 2 tazas de bicarbonato de sodio
  • 1 balde grande

Instrucciones:

  • Rayar la barra de jabón hasta obtener 2 tazas.
  • Hervir 946 ml de agua en una olla mediana.
  • Colocar el jabón rayado en el agua hirviendo y cocinar a fuego lento, mezclando con cuchara de madera hasta que todo el jabón se haya disuelto.
  • Colocar en el balde el bórax y el bicarbonato. Verter el agua con jabón y mezclar los ingredientes hasta disolverlos.
  • Añadir 2 galones (7.5 litros) de agua a la mezcla y revolver nuevamente.
  • El producto está listo, solamente debe tapar el balde.
  • Es importante mezclarlo bien antes de usarlo. La medida debe ser de aproximadamente ¼ de taza por carga de ropa.

Tip para eliminar manchas de maquillaje de las toallas blancas

Ingredientes:

  • Agua
  • Jugo de limón

Instrucciones:

  • Poner en remojo las toallas con agua fría y un poco de jugo de limón, durante unos 30 minutos.
  • Pasado el tiempo, lavarlas con agua.

Para lograr que las toallas queden suaves después del lavado, se recomienda añadir un poco de bicarbonato al agua del aclarado, cuando se introducen en la lavadora.

Es importante que una vez secas no se planchen, pues con eso se evita aplastar la fibra.

Fuente:

Lic. Cecilia Rojas, química. Tel. 2235-1018

Comments are closed.